domingo, 18 de julio de 2010

¿Clásica y/o blues ?

El violinista Igor Frolov, nacido en Moscú en 1937,  hijo de un profesor de violín y director y de una acompañante del conservatorio de Moscú, fue alumno de David Oistrakh y  ha llegado a ser un prestigioso intérprete solista de violín, actualmente es profesor del Conservatorio P.I. Tchaikovsky de Moscú.  A pesar de que no cursó estudios de composición fue Oistrakh el que lo animó a componer solicitándole una nueva cadencia para el concierto para violín núm. 5 de Mozart; sin embargo, la primera publicación de una obra de Frolov no apareció hasta 1989.  Se cuenta que el joven Frolov sentía atracción por la música de jazz que escuchaba en las salas de cine pero que en la Unión Soviética era prácticamente imposible conseguir discos de jazz así que retenía las melodías escuchadas en el cine e intentaba recrearlas en casa. La pasión por esta música no le ha abandonado nunca y en muchas de sus composiciones la influencia del jazz, es más que evidente, como, por ejemplo, en su "Pieza en estilo de blues" para violín y piano.  Para mí es jazz, entendido el término en su sentido más amplio, al 100%; lo chocante es que lo haya compuesto un ruso. La vamos a escuchar, la interpretación corre a cargo de Graf Mourja al violín y  Nathalia Gous al piano.



5 comentarios:

  1. Buenas, Maac & Co. Felices vavaciones o/y calores. Con retraso: Blues, pero más del Danubio que del Mississippi. Y algo por detrás de "Willow weep For Me" (vaya rentrée, como para hacer amigos :-))

    ResponderEliminar
  2. Bastante más del Danubio, y más todavía del Volga, pero no lo pillo, José Luis.

    ResponderEliminar
  3. Bueno, es que no me ha gustado demasiado precisamente por el tono zíngaro que le pega poco, creo yo. Y la melodía creo que le debe demasiado al famoso sauce llorón:

    http://www.youtube.com/watch?v=BUWZzj0TU1s

    Y sobre todo, que me gusta incordiar, y ya tenía mono... je-je.

    ResponderEliminar