viernes, 22 de enero de 2010

Sobre Lucia (XI) - Final de la ópera



Entradas anteriores:

Algunas curiosidades. La "glass harmonica".
Antecedentes de Lucia de Lammermoor
El libretista. Salvatore Cammarano.
La primera Lucia: Fanny Tacchinardi-Persiani
Lucias del siglo XX y XXI
PRIMERA PARTE hasta la aparición de la prota (Escenas 1 a 3).
Por fin llegó la prota. El "racconto" de Lucia (Escena 4)
Final de la Primera Parte: Dúo Edgardo-Lucia (Escena 5)
SEGUNDA PARTE: Dúo Lucia-Enrico
Final de la Segunda Parte: El Sexteto
TERCERA PARTE: Inicio y Escena de la locura.

Y por fin llegamos al final de la ópera, habíamos visto como, por orden de Enrico, se habían llevado a Lucia, moribunda, de escena, después salía Enrico y el resto de personajes hasta dejar solos a Normanno y Raimondo, quienes finalmente también la abandonaban sin que nadie reconociera abiertamente su parte de culpa.


Antes de seguir vamos a escuchar el final la grabación que hemos utilizado como guía, Pavarotti, y Ghiaurov con Bonynge en la dirección:




El tenor no se va de esta ópera de rositas, ha llegado el momento de hacerlo sufrir, tanto dramática como vocalmente, y quién sabe si podrá lucirse, dependerá de la calidad del cantante, porque dificultades para hacerlo va a tener, no hay más que pensar en el que se encargó del debut, Duprez, o el que la estrenó en París, Rubini.

Tiene lugar un cambio de escena, y nos encontramos un decorado que rezuma romanticismo por los cuatro costados, estamos en los exteriores del castillo de Ravenswood, es de noche, al fondo hay una capilla, el camino que conduce a ella atraviesa el cementerio en el que están las tumbas de los antepasados de Edgardo..

Edgardo está solo y dirige sus palabras hacia las tumbas, él es la única persona que queda de su estirpe y está dispuesto a morir si no puede estar junto a Lucia a quien imagina disfrutando de su luna de miel (Recit.: Tobe degli avi miei… Aria: Fra poco a me ricovero”). Mientras Edgardo sigue con sus lamentaciones vemos aparecer una procesión que nace en el castillo de Ravenswood, debemos suponer que están rogando para la salvación de Lucia. Cuando la procesión llega junto a Edgardo, le comunica la noticia, Lucia está muriendo y sólo desea estar junto a él. En ese preciso instante se oye el toque de difuntos, Edgardo se dirige apresuradamente hacia el castillo cuando se encuentra con Raimondo, “Dove corri sventurato? Ella in terra più non è.”

Muerta Lucia el amor sólo puede consumarse en el cielo (“Tu che a Dio”), así que Edgardo coge un puñal y se lo clava, la tercera muerte en la ópera y la primera que tiene lugar en escena, Donizetti y Cammarano se lo pudieron colar a la censura, dicen que para ello tuvieron que dejar bien claro que el suicidio era contra natura y podría descargar la ira divina:

RAIMONDO
Pensa al ciel!

CORO
Quale orror! Quale orror!

RAIMONDO
Oh Dio, perdona.

CORO
Ahi tremendo!... ahi crudo fato!...
Dio, perdona tanto error.

Fin de la ópera, la muerte ha conducido a los dos protagonistas principales al Amor.

Escuchamos el final con Alfredo Kraus como Edgardo en 1967:


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada